Fecha: 31 marzo, 2021 Por: Victor Noe Comentarios: 0

En diciembre de 2020 se creó el Iiprosam (Instituto de Investigaciones en Producción, Sanidad y Ambiente) en la ciudad de Mar del Plata, Provincia de Buenos Aires y su primer director es un reconocido investigador apícola.

Este centro de investigaciones, que dependerá de la UNMDP (Universidad Nacional de Mar del Plata) y del CONICET (Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas) se dedicará a investigar el impacto del manejo de plagas en los sistemas productivos del agro argentino y sus efectos en el medio ambiente.

Un espacio para el estudio de

El Iiprosam reúne a 64 profesionales, entre los que se cuentan biologos, químicos y agrónomos de Mar del Plata que generarán conocimiento científico aplicado para estudiar y solucionar los problemas relacionados con los suelos y el medio ambiente en la región sur de la Provincia de Buenos Aires.

Las investigaciones sobre el manejo de plagas como la varroa, un ectoparásito que afecta especialmente a la apicultura, serán muy útiles para que la apicultura en la Provincia de Buenos Aires (la provincia argentina que produce más toneladas métricas de miel al año) genere más litros de miel por colmena, y que los colmenares crezcan.

Matías Maggi, por parte de la UNDMP, será el primer director del instituto y Celina Elissondo, investigadora del CONICET tendrá el cargo de vicedirectora.

El Iiprosam busca convertirse en un referente de la investigación sobre el medio ambiente en el cono sur, generando información de utilidad para ingenieros agrónomos, apicultores y agricultores argentinos, transfiriendo conocimiento desde la academia a la sociedad.

El primer director del Iiprosam es un investigador apícola

El director de este instituto, Marcelo Maggi, que también un académico del CIAS-UNDMP (Centro de Investigación en Abejas Sociales) afirma que el Iiprosam impactará positivamente en el campo, y que las investigaciones sobre plantas endémicas de Argentina que se realizarán desde el Iiprosam arrojarán resultados que mejorarán el rendimiento de los cultivos.

Destaca el pragmatismo de las investigaciones, que van más allá de lo teórico y se orientan a problemas concretos que puedan afectar la salud de humanos y animales, así como el rendimiento y sustentabilidad a largo plazo de los suelos dedicados a actividades agropecuarias.

Maggi también ha señalado que es un honor y un orgullo para él asumir la dirección del Iiprosam, que requiere de tiempo para ser gestionado y crecer en el futuro. Sostiene que afrontará este desafío con el apoyo de los profesionales que forman parte del Consejo Directivo y con los científicos y especialistas que conforman a todos los investigadores del recién creado Iiprosam.